Sector
Google, Facebook, Amazon, Apple, la Real Amenaza de los Bancos
Jueves, 11 Abril 2019 11:03

Artículos Especiales
Comparte en redes sociales

El impacto que ha tenido la World Wide Web desde su publicación en 1992 ha sido profundo, permeando la totalidad de la vida como se conoce. El sector financiero no ha sido ajeno a dicho impacto y ha sabido aprovecharlo, creando plataformas digitales, impulsando transacciones en línea y desarrollando sus propias aplicaciones para el mercado móvil. No hay nada más diciente de la adaptación de los bancos al uso del internet, que el dato entregado por la Superfinanciera, el cual indica que en 2018 el valor de las transacciones efectuadas en línea superó por primera vez a las realizadas en físico (Situación Internet en Colombia para 2018).

Real Amenaza de los Bancos

Además de los bancos tradicionales, que ya existían antes del uso masivo del internet, han surgido un número importante de compañías financieras que operan únicamente mediante plataformas digitales o aplicaciones, llamadas Fintech. En Colombia hay 60 fintech afiliadas a la Asociación Colombiana de Empresas Fintech, las cuales cubren todo tipo de servicio financieros, que en principio compiten con los ofrecidos por la banca tradicional (¿Cómo está el Mercado Fintech en Colombia?). Incluso, hay nuevos actores entrando al mercado financiero digital, conocidos como bigtechs.

Las bigtechs son las grandes compañías de tecnología que podrían representar una competencia significativa para los bancos en el mercado financiero. Entre estas compañías se cuentan Google, Facebook, Apple y Amazon. La ventaja competitiva que tienen estos gigantes frente a los bancos es su capacidad de recolección de datos de los clientes y los canales de distribución. Por otro lado, las bigtechs, a diferencia de las fintech, no necesitan de las bases de datos de los bancos ni del músculo financiero que ofrecen.

Por ejemplo, los datos que tiene Facebook sobre sus usuarios permiten conocer dónde trabajan, los lugares que frecuentan, cómo está conformado su círculo social y familiar y sus intereses. Con todo esto, la compañía puede aproximar los ingresos del usuario, a través de la información de la compañía en la que trabaja y el puesto que ocupa, elaborar un perfil de gastos con base en los lugares que suele visitar y los intereses que manifiesta, así como determinar la estabilidad de sus relaciones. Todos estos son datos valiosos para realizar un estudio de crédito, con información que no está al alcance de la mayoría de los bancos en la actualidad.

Ahora bien, Apple lanzó su primera tarjeta de crédito, la cual permite que sus clientes realicen compras tanto en línea como en tiendas físicas, retiren dinero en efectivo y efectúen transacciones entre diferentes usuarios, con la única condición de tener una cuenta asociada a un dispositivo Apple. De igual forma, Amazon sacó su propia tarjeta de crédito y débito, la cual puede ser recargada en su sitio web y usada en tiendas físicas.

En principio, estos lanzamientos parecen una clara competencia para los bancos, no obstante, estas tarjetas no operan de forma independiente, es decir, aun dependen del sistema financiero tradicional. En el caso de la tarjeta de Apple, está respaldada por el banco estadounidense Goldam Sachs, en tanto que la tarjeta de Amazon cuenta con el respaldo del banco mexicano Banorte. Adicionalmente, en ambos casos la compras en tiendas físicas se limitan a los establecimientos que aceptan las tarjetas Master Card.

De acuerdo con Francisco Gonzales, presidente del BBVA, la dependencia de las bigtech con los bancos se debe a temas regulatorios y a la falta de experiencia de estas compañías en el manejo del riesgo y las leyes de los diferentes países, dificultades que con el tiempo resolverán (¿Por Qué es Importante una Ley para las Fintech?). En ese sentido, Gonzales afirma que el sector bancario se debe preparar para afrontar una nueva competencia, haciendo uso del análisis avanzado de datos y la inteligencia artificial.

Lea también: Las Cuatro Revoluciones Industriales de la Historia (Infografía)

Por otra parte, algunos analistas ven en las bigtech una oportunidad para los bancos. La experiencia con Amazon y Apple muestra que una alianza entre estas empresas y los bancos les permitiría a las instituciones financieras llegar a clientes a los que no tienen acceso gracias a que abrir una cuenta a través de una bigtech es más sencillo, genera mayor confianza en los consumidores y posibilitaría compartir los riesgos. En ese sentido, una posible estrategia frente a las bigtechs es la de crear alianzas con ellas.

Yoleosectorial

Sectorial
¿Desea recibir diariamente el contenido de Sectorial? Suscríbase
   

Captcha