Artículos Especiales

Antes de que sus Hijos Hereden su Dinero, Asegúrese que Desarrolle estas Habilidades
Viernes, 06 Febrero 2015 05:00

Comparte en redes sociales

Muchos padres tienen la duda acerca de cuál es la edad ideal para que sus hijos comiencen a recibir dinero de su parte. La realidad es que no se traduce en los años con los que cuente, sino en un momento clave donde se desarrollen ciertas habilidades que se traducen en generar confianza. Al adquirir estas destrezas se contribuye adicionalmente a crear una vida productiva.

niosherencia

Foto: www.sxc.hu Autor: duchesssa

Aprender cómo Obtener su Propio Dinero

Las personas criadas en ambientes de riqueza sienten éxito cuando generan un ingreso suficiente para vivir por sus propios medios y saben en su interior que serían capaces de mantener sus necesidades básicas si el dinero de la familia desapareciera el día de mañana. En su adultez muchos niños consideran que no fue hasta que llegaron a ese momento de sus vidas que se sintieron desarrollados.
 
Fijar sus Propias Metas Vocacionales

Muchas veces los padres envían un mensaje a sus hijos de que deben buscar y ejercer un trabajo que amen. Los problemas vienen cuando las personas interpretan que sólo pueden hacer el trabajo que aman y por lo tanto acumulan una serie de experiencias truncadas. En su adultez muchos niños consideran que se sintieron alentados por sus padres en buscar un trabajo que disfrutaran, pero este mensaje debía estar acompañado de que esto podría tomar tiempo y que deben centrarse en el aprendizaje de todos sus trabajos y dar su mejor esfuerzo.

Forjar una Autoestima que no esté Envuelta en la Riqueza o Influencia de la Familia

Muchos hijos son conscientes de la riqueza de sus familias, pero fundamentalmente cada uno debe construir un sentido de identidad central construida en sus propios logros y opciones de vida, más que en lo que se les ha dado.

Haber Ganado el Sentido de Resiliencia y la Capacidad de Superar los Reveses

La resilencia es la capacidad de los seres vivos para sobreponerse a períodos de dolor emocional y situaciones adversas. Los niños que crecen con pocos recursos financieros a menudo aprenden la resiliencia de forma predeterminada. No hay otra opción. Para aquellos que crecen en familias ricas, normalmente es todo lo contrario. Muchos padres bien intencionados buscan aprovechar los fondos de la familia para suavizar los momentos difíciles de sus hijos, sin embargo esto los priva de una habilidad de supervivencia crítica en sus vidas.

Enseñarles a sus hijos a ir adquiriendo este tipo de destrezas es quizás la mejor inversión que pueda hacer.

*Artículo desarrollado con información de Forbes

Subir